cabecera_rinon_diabetico









Diabetes y disfunciones sexuales

disfuncion-diabetesLa diabetes, sobre todo la mal controlada, puede afectar a las relaciones sexuales de hombres y mujeres, debido a las complicaciones crónicas que puede producir.

Los pacientes que sufren estos problemas y no acuden a un especialista tienen una tasa de adherencia al tratamiento más baja, menor autoestima y problemas psicológicos derivados de la disminución de la calidad de vida en el plano sexual.

La disfunción sexual más común en hombres asociada a la diabetes tipo II es la disfunción eréctil y la disminución de la libido. Un buen control de la glucemia en sangre puede atenuar dichos problemas.

Otro problema al que se enfrentan los pacientes de larga evolución es la eyaculación retrógrada por origen neuropático. Esto no afecta a la erección pero sí puede causar serios problemas de fertilidad en pacientes que están en edad de procrear.

Aunque todavía hoy en día muchos varones son muy reticentes a acudir al urólogo y hablar de estos temas, es importante hacerles entender que existen tratamientos muy válidos para ayudarlos y que disfruten de una vida sexual plena.

Para las mujeres los problemas sexuales relacionados con la diabetes se diagnostican con menos frecuencia, aunque también existen.

Aquellas diagnosticadas del tipo II suelen tener problemas relacionados con la falta de lubricación vaginal, disminución de la libido, dificultades para alcanzar el orgasmo o incluso problemas de dispareumia.

Las mujeres en etapa reproductiva con diabetes tipo I no suelen manifestar alteraciones sexuales.

Aquellas con diabetes mal controlada, aparte de los problemas descritos anteriormente, pueden sufrir también infecciones vaginales derivadas de los niveles altos de glucosa en sangre.

Se recomienda a las mujeres en edad fértil que sufren diabetes y que estén pensando en concebir que acudan al endocrino, ya que deben someterse a un control más estricto un tiempo antes de quedarse embarazadas, con un control glucémico óptimo durante al menos un año antes y durante el periodo de embarazo.

 

Fuente:

http://www.avdiabetes.org/diabetes/diabetes-segun-tu-edad/de-40-en-adelante/la-sexualidad/